Seguidores

lunes, 14 de marzo de 2016

Hasta 29 poblaciones dependientes de la Mancomunidad, a la espera del agua

Todas están incluidas en el Plan Director de Abastecimiento del Gobierno de Navarra


La de Laquidáin no es, ni mucho menos, una situación exclusiva en Navarra. En el ámbito de la Mancomunidad de la Comarca de Pamplona existen un total de 29 poblaciones incluidas en el Plan Director de Abastecimiento del Gobierno de Navarra, y por lo tanto pendientes de recibir agua mediante el suministro de la MCP. Que se conecten o no a la red depende de las leyes forales de inversiones locales (en su apartado de abastecimiento en alta a poblaciones) cuya propuesta corresponde al departamento de Desarrollo Rural, Medio Ambiente y Administración Local.

Las competencias del agua son de los ayuntamientos. Y cuando se integran -por ámbitos de concejos- en la MCP, traspasan la competencia a la entidad mancomunada. Así, para que se realice la integración de una entidad local en el Ciclo Integral del Agua, inicialmente se aprueba el plan de infraestructuras por parte del Gobierno de Navarra, a continuación el municipio solicita la integración y finalmente la MCP aprueba dicha solicitud condicionada a la finalización de las obras. Con la integración ya aprobada se contrata el suministro con los vecinos y vecinas de la localidad.

De momento le ha tocado el turno a Arístregui y Osinaga, donde ya están ejecutándose las obras para abastecerles, que podrían finalizar en verano. Por otra parte, el suministro a Endériz, Olaiz y Olave/Olabe (Olaibar) está en fase de proyecto y se incluye en el Plan de Infraestructuras Locales. Por último, Eusa y Eugi han presentado formalmente la solicitud de integración al Ciclo Integral del Agua.

VALLE DE EGÜÉS En el valle de Egüés se peleó para que en su día llegase el agua a la Venta de Eransus, pero todavía falta por conectar a la red el pueblo de arriba (Eransus), y también a Echálaz y Elía, que funcionan con manantial. “Las redes internas de Elía ya están preparadas desde los dos lados para que la Mancomunidad, en el momento en que decida llevar el agua, pueda engancharse”, explicó el alcalde del valle Alfonso Etxeberria. Se trataría de llevar el agua desde Ibiricu a Echálaz y Elía al mismo tiempo. “Ya se hizo anteriormente, pero es una petición que el Ayuntamiento va a volver a trasladar a la MCP. Insistiremos”, aseguró Etxeberria.

EZCABARTE Pedro Lezáun, alcalde de Ezcabarte, recibió este mismo viernes los tres tomos del proyecto de la MCP para abastecer de agua a Eusa. Y aunque el plazo del Plan de Infraestructuras Locales finaliza en un mes, Lezáun confía en que, después de revisarlo, este proyecto pueda añadirse al Plan con carácter de urgencia, como así se lo hicieron saber.
El alcalde se enteró el pasado año del proyecto que contempla la llevada de aguas desde Arre hasta Olaibar, y después de varias conversaciones consiguió que la MCP entrase en el proyecto. “Así solucionaremos el problema del agua de Eusa, y dejaremos también preparado que en el futuro desarrollo del valle llegue también a Garrués y Anoz”, comentó Lezáun.
  
  Gráfico de las entidades locales que no disponen de suministro ( ITXASO MITXITORENA )


VIEJA POLÉMICA EN EUGI El mes pasado el Ayuntamiento de Esteribar aprobó en el pleno la incorporación de Eugi a la Mancomunidad, una decisión del nuevo gobierno local que no despeja una vieja polémica: ¿El pueblo debe abastecerse de los manantiales de Urkilo y Gaztarrieta, o incorporarse al ente mancomunado y recibir el agua desde la potabilizadora de Urtasun? Desde el concejo de Eugi, su presidente, ya dimitido, consideraba que el agua de los manantiales tiene más calidad, es más sostenible y económica. Por su parte, el alcalde de valle cree que el Ayuntamiento no tiene medios ni personal para mantener los manantiales, que de este modo la factura así es más cara y que no está garantizada la perdurabilidad del agua de los manantiales.


gráfico : Itxaso Mitxitorena




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada